La miel y la canela son dos productos muy conocidos en la ayurveda y la medicina tradicional china, ya que los dos cuentan con increíbles propiedades para la salud.

La combinación de ambos es un remedio muy popular en todo el mundo.

Y es que no solo le brinda energía al cuerpo: su concentración de nutrientes ayuda a prevenir y tratar varios tipos de enfermedades.

Si bien para muchos es un remedio desconocido, se trata de una antigua receta que continúa vigente como complemento para mejorar la salud física y mental.

Incluso, gracias a su concentración de antioxidantes, se puede aplicar sobre la piel para disminuir el impacto negativo de los radicales libres y evitar el envejecimiento prematuro.

Como sabemos que muchos aún desconocen sus beneficios, en esta oportunidad queremos destacar los 8 más importantes y la receta para hacerlo en casa.

 

1. Fortalece el sistema inmunitario

Tanto la canela como la miel de abejas tienen poderosos compuestos antibióticos que contribuyen a fortalecer el sistema inmunitario del cuerpo.

Su consumo regular aumenta la producción de anticuerpos y mejora la respuesta frente a los virus y bacterias que causan enfermedades.

2. Alivia la tos

Este sencillo remedio tiene propiedades antiinflamatorias, emolientes y relajantes que ayudan a reducir la tos y el dolor de garganta.

Su combinación con un poco de agua tibia ayuda a disminuir la faringitis y muchas infecciones que afectan a las vías respiratorias.

3. Protege las articulaciones

Las sustancias antioxidantes y antiinflamatorias de este preparado casero se han utilizado desde hace muchas décadas como remedio para la salud de las articulaciones.

Su ingesta habitual contribuye a regular los procesos inflamatorios del cuerpoy, a su vez, calma los síntomas de trastornos crónicos como la artrosis y la artritis.

4. Mejora la digestión

Esta mezcla medicinal es un buen suplemento para regular el pH de la flora intestinal y evitar el desarrollo de infecciones o enfermedades digestivas.

De hecho, por su aporte de nutrientes, tiene la capacidad de calmar las úlceras, las flatulencias y otros síntomas digestivos que afectan la calidad de vida.

5. Combate el mal aliento

La halitosis es un problema común que suele producirse por la rápida proliferación de bacterias tanto en la boca como en las piezas dentales.

Dado que este producto tiene la capacidad de regular el pH bucal, su uso en gárgaras puede ayudar a neutralizar el mal olor.

Además, puesto que sus ingredientes son antibacterianos, es una buena solución para combatir el síntoma desde su origen.

6. Combate la fatiga

La miel es un alimento de alto valor energético que nos puede ayudar a “impulsar” el cuerpo en esos momentos de fatiga y debilidad.

Esto, combinado con los antioxidantes y nutrientes de la canela, es útil para levantar el estado de ánimo y mejorar la productividad física.

7. Previene el envejecimiento prematuro

Por su alto contenido de fenoles, enzimas y flavonoides, esta preparación natural es uno de los mejores aliados para combatir el envejecimiento prematuro tanto a nivel interno como externo.

Sus compuestos activos frenan la acción negativa de los radicales libres, unas moléculas que oxidan de manera agresiva los tejidos y las células.

También aporta polifenoles, vitaminas C y E y otros antioxidantes que ayudan a reducir el riesgo de cáncer y enfermedades crónicas.

8. Protege la salud cardiovascular

Dado que ayuda a disminuir los niveles de colesterol malo (LDL) en las arterias, la mezcla de miel y canela es una buena alternativa para proteger la salud cardiovascular.

Sus compuestos orgánicos fortalecen los latidos del corazón, reducen la oxidación de los lípidos en las arterias y previene los problemas de circulación.

Además, sirve para promover la desintoxicación del sistema linfático y circulatorio, a la vez que mejora la capacidad de oxigenación de las células.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Comentarios de la entrada