La última peli del director sobre esta operación de rescate que marcó el desarrollo de la Segunda Guerra Mundial llega el 21 de julio al cine.

Lo que iba a ser un paseo por la playa de Dunkerque se acaba de convertir en una batalla. Han pasado 76 años desde que tuviera lugar en esta costa de decenas de kilómetro uno de los episodios fundamentales de la II Guerra Mundial. Desde aquí se evacuaron a alrededor de 340.000 soldados del ejército aliado en apenas una semana. La operación fue tan complicada y dramática que harían falta unos cuantos episodios del canal Historia para narrarla.

La guerra según Christopher Nolan

Hay diferentes posturas a la hora de abordar un conflicto bélico de forma audiovisual, pero lo más habitual es seguir a uno o varios personajes que sirvan como gancho emocional para que el espectador se implique en la historia. A fin de cuentas, cada día vemos en las noticias auténticas barbaridades -o al menos ahí están, que igual preferimos ignorarlas-, por lo que hace falta un algo especial para que nos afecte. No obstante, aquí los personajes están al servicio de la sensación de agobio que Nolan busca transmitir en todo momento.

Es evidente que acabarán confluyendo de una forma u otra, pero esa variedad que aportan resulta esencial para lo que sucede en pantalla nunca llegue a resultar repetitivo, manteniendo además el ritmo adecuado para que uno nunca desconecte. Además, Nolan esquiva de forma radical esas repetidas acusaciones de explicar las cosas más de la cuenta, limitándose a ir mostrando lo que sucede y recurriendo a los diálogos solo cuando es necesario para que la historia o los personajes sigan adelante.

Como es normal, todo ello afecta a los propios personajes, que son o transmisores de una idea concreta o el punto de apoyo para incidir más en la intensidad de lo que sucede. Eso sí, aquí no impera tanto la lucha por la supervivencia, que obviamente que la hay, como la sensación de verse desbordados y hacer todo lo posible por seguir adelante. No esperes dialogos largos  -y eso que hay un par de momentos que se prestaban a ello- o subrayados en el componente heroico de algunas acciones. Simplemente es lo que hay que hacer.

 

‘DUNKIRK’ es emocionante y espectacular

No sé hasta qué punto calificaría a ‘Dunkirk’ como vibrante, ya que es cierto que hay escenas más reposadas, pero eso no quita que el clima de intranquilidad esté presente en todo momento, ya sea por los soldados apilados en la playa deseando volver a sus casas o por la ayuda que está de camino y puede que no sepa exactamente qué es lo que les espera. La propia banda sonora recurre con acierto al tictac de un reloj para incrementar ese toque de angustia presente en todo momento y que hace que uno misma sea el personaje más importante de la misma y no cualquiera de los que aparece en pantalla.

Lo que sí es cierto es que le falta ese no sé qué para llegar a ser una obra maestra, ese detalle difícil de concretar que hace que no solamente se te meta dentro, sino que incluso te ponga la carne de gallina en múltiples ocasiones. En ‘Dunkirk’ hay varias escenas que casi lo consiguen y no descarto que el hecho de no haberla visto como la concibió Nolan haya sido clave para que eso suceda.

Este último detalle es importante porque, obviamente, sí es necesaria transmitir cierta confusión por parte de los personajes en ciertos momentos, pero es algo que suele coincidir con escenas con más acción, por lo que nosotros lo que vemos es simplemente cómo se las ingenian para seguir con vida o cómo acaban perdiéndola. A fin de cuentas, estamos en una guerra y vale que se esquiva muy bien el tema de la sangre, pero no se puede prescindir de las muertes, algunas más impactantes que otras, pero todas dentro de un cauce narrativo.

Por lo demás, ‘Dunkirk’’ está rodada de primera, gozando de una gran belleza visual para incidir tanto en los detalles más trágicos como en aquellos más esperanzadores. Cabe incluir que la cinta fue rodada con IMAX 70 MM, lo que hace valorar aun mas el resultado que es espectacular.

 

 

Estas son algunas imágenes de nuestro día de prensa con el talento de @dunkirkmovie { SWIPE FOR MORE PICS} #Dunkirk está contextualizada en la Segunda Guerra Mundial. Cientos de miles de soldados británicos y el resto del ejército de los Aliados tienen que hacer frente a las tropas enemigas. Están rodeados. Atrapados en la playa, con el mar como telón de fondo. La situación parece imposible mientras el enemigo avanza. La cinta está basada en la denominada Operación Dinamo. También conocida como el milagro de Dunkerque. La operación consistió en evacuar a las tropas aliadas en territorio francés. Este hecho histórico tuvo lugar a finales del mes de mayo de 1940. La operación finalizó con el rescate de más de 200.000 soldados británicos y más de 100.000 franceses y belgas. #FionnWhitehead #HarryStyles #JackLowden #BarryKeoghan #MarkRylance #ChristopherNolan #warnerbros #movietime

A post shared by Nota Util (@notautil) on

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Comentarios de la entrada