SaludVida y Estilo

El sexo, además de liberar tensiones, mantener activa nuestra relación de pareja y llenarnos de placer, es una de las mejores recetas para tener una buena salud cardiovascular.

¿Se le pueden pedir más ventajas a uno de los actos más deseados por el ser humano? La mejor receta para tener un corazón saludable es comer sano, beber poco alcohol, controlar el estrés, no fumar, hacer ejercicio y, quien pueda… practicar mucho sexo, mejor si es con una pareja estable. «Es buenísimo, pero para la salud en general», asegura el doctor Josep María Caralps.

«Tiene el mismo efecto -insiste- que subir a un primer piso corriendo por las escaleras; a un tercero o cuarto cuando la pareja no es la habitual; y si el corazón no está sano te expones a algo que no es bueno».

Al doctor Caralps le corresponde el honor de haber realizado en España el primer trasplante de corazón con éxito, por lo que sabe de qué habla cuando lo hace de la salud cardiovascular.

Tanta sabiduría acumulada sobre el corazón, y su obsesión por contribuir a mejorar la salud de las personas, en un momento en el que las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en el mundo desarrollado, le han llevado a escribir «Supercorazón» (Editorial Planeta), en el que ha volcado experiencia y conocimientos, y que se antoja como una guía «sencilla y amena» que ayuda a conocer cómo es, cómo trabaja y por qué enferma el corazón, además de enseñar a mantenerlo en forma.

Este multipremiado profesional de la medicina surge insistentemente la palabra moderación -«se puede hacer de todo, pero con moderación», dice- y la necesidad de aprender que la degustación de algo, un cigarrillo después de una buena comida, una copa de vino en la cena o el almuerzo,…»no puede convertirse en adicción».

No estamos mentalizados para cuidarnos, porque creemos que podemos controlar nuestros vicios. Y la realidad es que no podemos.
Ser moderados en todo es casi, casi imposible. De ahí la necesidad de educar desde pequeños», afirma quien pide que en las escuelas se enseñe también a «controlar mentalmente las emociones, a ser personas, a tener cuidado de uno mismo y de los demás».

Entre otras cosas el libro Supercorazón es la guía por excelencia sobre los cuidados básicos cotidianos que debemos mantener para gozar de una muy buena salud. Algunos de los temas que trata esta publicación son los peligros del colesterol, los azúcares, la sal en las comidas y mucho mas.

Volviendo al tema del sexo, este tiene para nosotros un sin fin de beneficios, desde extasiantes estados e increíbles sensaciones, hasta beneficios concretos para tu salud física, mental y emocional.

Pero cuando hablamos de estos saludables efectos que tiene el sexo no solo nos referimos a lo que ya sabemos como la liberación de estrés, la quema de calorías y la mejora de los ritmos de sueño. También existe otra gama de beneficios que abarca todos los planos de existencia de un individuo. Sirve, por ejemplo, para fortalecer los vasos sanguíneos, combatir la depresión, reforzar el sistema inmunológico e inclusive disminuir los riesgos de contraer cáncer en senos o próstata.

Un artículo del diario Wall Street Journal compila algunas de las mieles de la actividad sexual, confirmando que esta actividad es una bendición integral: los beneficios de una vida sexual activa se derraman aun hacia los niveles más profundos del ser humano tales como la psique y la bioquímica. El florecimiento de la dopamina y su consecuente activación en los centros cerebrales, así como de la oxitocina, que sirve como un analgésico natural, ayudan a combatir los miedos, nos convidan con un sentimiento de plenitud, estimulan la testosterona entre los hombres favoreciendo su desarrollo muscular y mejoran el estado de ánimo de las mujeres, entre otros muchos efectos positivos.

Así que tal vez sea este el momento para reducir un poco tus jornadas laborales, dejar de lado la absorbente computadora y comenzar así a dedicarle un poco más de tiempo y energía a tu salud: ten sexo, mucho sexo.

2 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Comentarios de la entrada