BellezaSaludVida y Estilo

cepillosNo se trata de una exfoliación, mucho menos de algo que vayas a hacer en la ducha ni comprar productos caros. La nueva herramienta que está revolucionando a los spas y centros de belleza en todo el mundo es el “cepillado en seco” (Body brushing).

Puedes aplicar este tratamiento tanto en tu rostro –con mucho cuidado- como el resto del cuerpo. Eso sí, asegúrate de que sean cepillos distintos y que las cerdas sean las correctas. Si ya conoces los beneficios de un masaje terapéutico, pues ahora el “cepillado en seco” se convertirá en tu mejor amigo.

¿Cómo se hace?

Debes comenzar por los tobillos, siguiendo las curvaturas naturales de tu cuerpo, sube por las pantorrillas, muslos, aborda el tronco pasando por el estómago luego sube hasta los brazos y termina en el cuello/cara. Recuerda que no debes abusar y que lo ideal es que la piel quede un poco colorada por la fricción, pero nunca debe quedar roja.

Es la técnica ideal para quienes no tienen tiempo que perder y puede integrarse perfectamente a tu rutina de belleza sin quitarte minutos, mientras aseguras que la estimulación del sistema linfático activará los mecanismos de reparación de tu cuerpo.

Los beneficios:
  • Incrementa la circulación y reduce la aparición de celulitis. Recuerda que la celulitis no es más que la acumulación de células grasas en la piel.
  • Remueve las células muertas de la piel y estimula la renovación de éstas. Esto te permitirá tener una piel más suave y más brillante. De igual forma, te aseguras que los vellos crezcan correctamente luego de rasurarlos.
  • Uno de los principales atributos es la capacidad que tiene de activar la circulación sanguínea, permitiendo un drenaje linfático y que así el organismo cumpla sus funciones –incluso metabólicas- correctamente.
  • Estimulas al sistema nervioso, activando las terminaciones de áreas que muy poco frecuentas, como por ejemplo tus tobillos o la planta del pie. ¡Además se siente riquísimo!
  • Da tonicidad a tus músculos y permite que la distribución de la grasa en el cuerpo sea más pareja.
  • Por último, el “cepillado en seco” permite que tu piel absorba los nutrientes ayudando a los poros demasiado congestionados.

Además, debes tener en cuenta los siguientes consejos, tanto para prevenir que te lastimes, como para obtener mejores resultados, sobre todo si eres novata en el cepillado en seco:

1. Lo ideal es que lo hagas antes de bañarte, para así terminar de remover todas las células muertas que el cepillo te va ayudar a desprender.

2. Puedes comenzar con un cepillo de cerdas más suaves, incluso uno para bebé, y con el pasar del tiempo puedes usar uno con cerdas más fuertes, aunque siempre deberá naturales. Una esponja vegetal también te puede servir para este propósito.

3. Procura que el cepillo no sea más grande que la palma de tu mano, así podrás realizar bien la técnica a la vez que atacas la mayor cantidad de piel posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Comentarios de la entrada