20130314-190628.jpg

24 millones de personas son las que padecen de diabetes tipo 2 en EE.UU. Y las buenas nuevas es que acaban de aprobar tres medicamentos para combatir esta enfermedad.

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés) en Estados Unidos anunció la aprobación de tres medicamentos nuevos para combatir la diabetes tipo 2: Nesina, Kazano y Oseni que contienen un ingrediente nuevo: la alogliptina, que ayuda a estimular la liberación de la insulina tras una comida, lo que lleva a control mejor la glucosa (el azúcar) en la sangre.

La alogliptina puede usarse sola o en combinación con otros medicamentos empleados para la diabetes tipo 2, como las sulfonilureas o la insulina y, como recomienda la FDA, debe acompañarse con una dieta balanceada y aumentando la actividad física.

La diabetes tipo 2 es el tipo de diabetes más común y su incidencia, desafortunadamente, va en aumento debido a varios factores como la obesidad y el sedentarismo entre otras causas. Por eso es necesario, primero, cambiar a un estilo de vida más saludable y segundo, contar con medicamentos cada vez más eficientes para su control.

Ninguno de los tres medicamentos ya mencionados se recomienda para el uso de la diabetes tipo 1, o por aquellas personas que tengan un exceso de cetonas (subproductos del metabolismo de las grasas) en la sangre o en la orina (o cetoacidosis diabética en la que se utilizan las grasas y no la glucosa como fuente de energía). Los tres medicamentos serán distribuidos por Takeda Pharmaceuticals America, Inc.

Entre otras cosas también el panel de consultoría de la FDA votó a favor de aprobar un nuevo medicamento para reducir el nivel de glucosa, el Canagliflozin, para el tratamiento de los adultos con diabetes tipo 2.

El Canagliflozin es un inhibidor oral del cotransportador de sodio-glucosa tipo 2 (SGLT2). Al inhibir el SGLT2 se reduce la reabsorción de la glucosa en el riñón, aumentando la eliminación de la glucosa a través de la orina, con la consecuente reducción de los niveles de glucosa en la sangre y una mayor pérdida de peso.

Si la FDA llegara a aprobarlo, este medicamento sería el primer agente inhibidor del SGLT2 en el mercado estadounidense.

Aunque su uso se aprobó en noviembre de 2012 en la Unión Europea, la FDA negó su aprobación en los Estados Unidos en enero de 2013 debido a riesgos potenciales de tipo cardiovascular. La decisión final se sabrá a finales de este mes.

Mientras tanto, lo importante es que siga el tratamiento indicado por su médico, que vigile su plan alimenticio y no se olvide de hacer ejercicio (de acuerdo a su condición). Ese es el plan más efectivo para el control de tu diabetes tipo 2.

20130314-190637.jpg

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Comentarios de la entrada